Posts tagged crisis de valores

¿Enajenados o violentos?

45

enajenacionPor: Annoris Pérez Vázquez* (ariesmcc@gmail.com)

Soy graduada de Filosofía de la Universidad de La Habana, y aunque mucho me guste el tema, no me propongo hablar aquí de la teoría del fenómeno, sino como se manifiesta en nuestra sociedad actual. Recuerdo que en mis años de estudiante un profesor que impartía la asignatura en la Facultad de Lenguas Extranjeras insistía (en contra de toda la teoría marxista) en que la enajenación no se manifestaba en las sociedades socialistas. No es que piense que somos muy socialistas pero, ¿dónde está la idiosincrasia del cubano que hacía que nos vieran –y vernos nosotros mismos- como un pueblo alegre, abierto, afable, solidario, altruista, amistoso? Ahora la mayoría somos egoístas, huraños, agresivos, mal educados, groseros y violentos, ¿dejamos de ser cubanos?

No, lo que pasa es que llegamos a nuestro límite. La enajenación es definida como un fenómeno social objetivo y esa objetividad que le imponen las relaciones sociales, son las que condicionan que, en la mayoría de los casos, el individuo no se percate –y en otros casos no le interese interiorizar- si está o no enajenado. Hoy  eso sucede más que nunca en Cuba. El cubano no quiere, ni puede, pensar en nada que no sea cómo va a comer y darle de comer a su familia, cómo transportarse (sin dejar el poco salario, el cuerpo y el alma) para cosas tan elementales como ir al médico o al trabajo, cómo criar hijos (con un salario) y encima tratar de inculcarle valores que para el resto de la sociedad ya son caducos, o peor aún, tratar de explicarle a una niña de 8 años las inconsistencias e incongruencias que hay entre las enseñanzas caseras y lo que el infante constata en la sociedad, escuela incluida. (más…)

Mi maestra de primaria

62

Por: Aries M. Cañellas Cabrera (ariesmcc@gmail.com)*

Últimamente me acuerdo mucho de mi maestra de primaria, Nilda Calderón, que en cuatro años con nosotros no faltó ni un solo día, y el único que llegó una hora tarde fue el día en que su hijo regresó de la guerra en Angola.

Últimamente me acuerdo de mi profesor del Pedagógico, Barreiro, una persona mayor que andaba en muletas, y que jamás faltaba, aunque ya apenas si tenía docencia asignada y era la época del “Periodo Especial”.

Me acuerdo de ellos y pienso en la suerte que tuvimos entonces al tener docentes como aquellos, que tampoco tenían nada material y no les importaba, pues su función social estaba para ellos por encima de cualquier otra cosa, y sus alumnos eran tan importantes como su familia.

Mi hija Marcela no ha tenido, y parece que no tendrá, esa suerte. En su tercer grado ya ha tenido cinco maestras, y si suma todos los días que en tres años ha tenido clase no llega al curso escolar. Ella tiene la suerte de que le gusta leer y le gustan los números, así que se entretiene estudiando por su cuenta. ¿Pero y los demás? ¡A dónde va su generación, que es el futuro de Cuba! (más…)

Las culpas de mis padres

311

Escuela-al-campoPor Ruslán Olivares (ruslan.olivares@jovenclub.cu)

Cada vez que oigo que Cuba es un país de corruptos me duelo por mis padres, que han sido ejemplos de honradez toda su vida.

Ahora resulta que ellos son casi una especie alienígena y los culpables de lo que sucede en nuestra patria, porque no pudieron darse cuenta de que el país iba para mal y encarrilarlo a tiempo.

Sí, mis viejos son los culpables, porque ellos, que me enseñaron que lo que no es mío no se toca, aunque al dueño le sobre y a mí me falte; y que la única divisa que han manejado en toda su vida es la honradez, estaban demasiado ocupados haciendo horas extras, trabajos voluntarios, cortando caña, recogiendo café y atendiendo el tabaco en Pinar del Río en vez de darse cuenta que un grupo de camajanes estaban preparando todo para irse robando el país tornillo a tornillo y que aquello del Socialismo Real y el igualitarismo eran cuentos de camino de la Editorial Progreso.

La responsabilidad histórica de este desbarajuste que hoy nos toca es de mis padres y a cada rato se les debe recordar por la televisión y el periódico para que no se les olvide. (más…)

Maestro es más que ministro

23

En el preuniversitario donde estudié estaban escritas en una pared, en letras grandes y rojas, unas palabras del gran pedagogo cubano Gaspar Jorge García Gallo:

En la antigüedad “Magister” significaba el más grande, el que más sabía. Por el contrario “Minister” quería decir, el más pequeño, el que debe servir a la comunidad. Entonces !Maestro es más que ministro!

No sé si aún exista el letrero o la pared donde lucía; ni siquiera sé si exista el mismo pre tras la desaparición de las famosas becas hace algunos años. Lo que sí sé es que cualquier joven de hoy prefiere ser Minister, o doctor, o ingeniero, o electricista, o maletero de un hotel, o cuentapropista antes que Magister, importándole un carajo la antigüedad clásica.

(más…)

Gente buena

36

movil perdidoAyer en la tarde llevé a mi niño al Multicine Infanta a ver el estreno de la película de Fernanda. Yo me quedé dormido, pero el gozó sus cinco pesos, que era lo que importaba.

Sobre las cuatro de la tarde regresamos a la casa. Abrí la puerta y al tocarme el bolsillo me quise morir. Cuando mi novia me vio más blanco que Brad Pitt en Entrevista con el Vampiro adivinó enseguida la causa de mi martirio: “Botaste el teléfono” me dijo… y ahí mismo me tiré escaleras abajo a desandar el camino de regreso al cine.

No tenía muchas esperanzas de recuperarlo. Para ser sincero no tenía ninguna, pero al menos tenía que cumplir con el trámite y regresar a donde supuse que lo había perdido. Cuando llegué el Multicine estaba cerrado. Me escabullí entre la reja de hierro y les conté mi dilema a los trabajadores que estaban sentados en la escalera del lobby…  (más…)

Si desde arriba Lucas te mira… ¿Entonces?

20

Si La Habana se ha llenado de cámaras de vigilancia, entonces cómo es posible que un grupo de vándalos agreda el transporte público a plena luz del día, aprovechándose del miedo de los transeúntes y la complicidad de los aguaceros. ¿Será que a la PNR no le gusta mojarse o tiene mejores cosas que hacer, a pesar de la orden directa del Presidente Raúl de combatir estas manifestaciones?

Porque ayer entre las 5:30 y 6:00 pm un grupo de zangaletones (no niños, sino muchachos de alrededor de 20 años) se “entretenían” en tirarle piedras y cubos de agua a las guaguas que trataban de eludir la inundación en las inmediaciones del Mercado de Cuatro Caminos. Los infelices pasajeros que regresaban hacinados de su trabajo sólo podían rezar por no ser empapados o, peor aún, perder un ojo por la anormalidad de un grupo de inadaptados que mejor estarían en una granja correccional sembrado boniato, para no tener que invertir en ellos ni la comida. (más…)

¿La “guapería” es un arte? Violencia y delincuencia

9

cuba-broncaPor Raymond J. Sutil Delgado. Director de la Revista Tino

Diariamente escuchamos en cualquier esquina, parada de ómnibus, parques, en fin… en cualquier lugar donde se agrupan varias personas que el tema de conversación es la violencia y/o la delincuencia.

Un fenómeno que ha ido en aumento desde los años 90 hasta la actualidad. Los índices de violencia y delincuencia ya no son alarmantes y tristemente, se habla de ellos con naturalidad, como si fuera un mal arraigado que no se puede arrancar de una vez y para siempre.

A todos nos preocupa la violencia y la delincuencia, sin olvidar la falta de vigilancia y acción del conjunto de entidades facultadas para combatir estos actos. Incluso a los propios delincuentes les preocupa la violencia y la delincuencia de otros. (más…)

Go to Top